2 ene. 2013

Balance 2012: Una serie de estrenos extraordinarios

En 2012 sí dio gusto ir al cine. Hubo estrenos estupendos en abundancia, que revitalizaron nuestra cartelera, tan venida a menos en los años anteriores. Mientras que en los últimos recuentos de fin de año, tenía dificultades para elaborar un top 10 que recogiera títulos realmente memorables, esta vez me veo en la disyuntiva de escoger qué cintas se quedan fuera del recuento.

Les presento las 10 películas que hicieron de 2012 un año estelar.




1. La piel que habito. La última obra maestra de Pedro Almodóvar es un drama seductor y ambiguo sobre la identidad, la venganza y la determinación obsesiva. Sus giros y revelaciones nos mantienen en cautiverio hasta el brillante desenlace.



2. Toda una vida (Another year). Las estaciones del año transcurren y dejan huellas en esta hermosa cinta del británico Mike Leigh, que muestra el cruce de caminos entre la soledad y la búsqueda de afecto, así como el avance implacable de la depresión.



3. Una separación (Jodaeiye Nader az Simin). Esta grata revelación del cine iraní es un film perfectamente ensamblado a partir de dilemas morales que no tienen respuestas sencillas. Es una película judicial en la que todas las partes tienen poderosos móviles con los cuales el espectador se puede identificar.



4. La invención de Hugo Cabret (Hugo). Martin Scorsese se vale de la tecnología 3D para rendirle homenaje a uno de los pioneros del cine, Georges Méliès. Es un film de aventuras que fascina al mostrar el proceso de creación de ilusiones.



5. El artista (The Artist). Esta declaración de amor al cine mudo no necesita de palabras para causar una revolución. Recoge una época de grandes cambios en el sétimo arte, para recordarnos el gran poder de una narrativa simple y emotiva.



6. Moonrise Kingdom. La mejor comedia del año exhibe la catarata de sensaciones que llegan con el primer amor. Esta fábula se enmarca en un ambiente de ensoñación y emana calidez en cada rincón.



7. Argo. Ninguna otra cinta este año tuvo un manejo tan impecable del suspenso, obligándonos a contener la respiración en más de una escena. Ben Affleck demuestra dos hechos: su talento como director y la capacidad del cine para salvar vidas.



8. Los descendientes (The Descendants). La crisis de la mediana edad es expuesta en este interesante drama familiar, en el que todo se va hundiendo para volver a salir a flote, con la serenidad que llega tras asimilar una pérdida.



9. Un Papa en apuros (Habemus Papam). El director italiano Nanni Moretti humaniza y vuelve cercano al Sumo Pontífice, mostrándolo abrumado por la enorme responsabilidad que descansa sobre él.

 


10. Una aventura extraordinaria (Life of Pi). El último triunfo de Ang Lee es una increíble historia de supervivencia, pero también representa un emocionante estudio sobre las distintas manifestaciones de la fe, sobre todo en situaciones adversas.

Cerca, muy cerca de entrar a este conteo, quedaron otros 10 títulos que también representan la buena cosecha del año: J. Edgar, La chica del dragón tatuado, Un método peligroso, Skyfall, Elefante Blanco, Deseos culpables (Shame), El espía que sabía demasiado (Tinker tailor soldier spy), El árbol de la vida, Tenemos que hablar de Kevin y Frankenweenie.

En el siguiente post, seguimos repasando el año que pasó: las mejores actuaciones y las peores películas.

No hay comentarios: