11 ene. 2015

Balance 2014: El año de la madurez II

En el post anterior, compartí mi top 10 de mejores películas del año, así como la buena cosecha de los festivales de cine realizados en Lima. En este segundo recuento de 2014, toca recordar las mejores actuaciones y las cintas que no cubrieron mis expectativas.

Actuaciones memorables


La mejor actuación que vi el año pasado fue la de Cate Blanchett en Blue Jasmine. En el papel de una mujer con una frágil salud mental que se niega a aceptar su nuevo estatus social, Blanchett se coloca entre los grandes personajes femeninos de Woody Allen y, al mismo tiempo, ingresa a la lista de mejores actuaciones de esta década. Sencillamente fenomenal.

Otras actuaciones femeninas destacadas fueron las de Adèle Exarchopoulos en La vie d'Adèle, Meryl Streep en Las vueltas del destino (August: Osage County), Patricia Arquette en Boyhood, Rosamund Pike en Perdida y Julianne Moore en Polvo de estrellas.


En cuanto a las actuaciones masculinas, destacaron Chiwetel Ejiofor y Michael Fassbender en 12 años de esclavitud, Matthew McConaughey y Jared Leto en Dallas Buyers Club, Ralph Fiennes en El Gran Hotel Budapest y Jake Gyllenhaal en Primicia mortal.

Además de estos logros individuales, también hubo un desempeño notable de los elencos completos de Las vueltas del destino, El Gran Hotel Budapest, Boyhood y Relatos salvajes.

Las decepciones y los bodrios

A los 40 fue la película más taquillera del año en Perú. Pero esta comedia dirigida por Bruno Ascenzo lamentablemente fue un desfile de estereotipos, inundado de una intrusiva presencia de los logos de los auspiciadores. Lo único destacable fue el aporte de actrices como Wendy Ramos, Gianella Neyra y Sofía Rocha.


Entre las grandes decepciones del año, se encuentran Noé (¿qué te pasó, Darren Aronofsky?), El juez (a pesar de sus buenas actuaciones, se siente la manipulación sentimental en este drama de juzgados y reproches familiares), El sorprendente Hombre Araña 2 (tres villanos son un exceso) y El Hobbit: La batalla de los cinco ejércitos (buenas escenas de batallas, es cierto, pero los personajes son tan planos que no generan mayor emoción). Aclaro que ninguna de estas películas me pareció mala, sino que estuvieron por debajo de mis expectativas.


Aunque seguro hubo otras películas desastrosas que transitaron por nuestra cartelera (ya no pierdo el tiempo con las interminables películas de terror de bajo presupuesto que se estrenan cada semana), las dos peores que vi fueron la comedia
Quiero matar a mi jefe 2 (pobre Christoph Waltz, ¿quién lo obligó a participar en esto?) y el biopic Diana (realmente penoso ver a Naomi Watts interpretando a la princesa Diana de Gales como una quinceañera alocada que se escapa por la ventana para ver a su galán).

1 comentario:

Anónimo dijo...

Muy buen balance,juan carlos, del 2014,concuerdo en muchos puntos,.... quizás mas adelante ,en los años venideros podrías rescatar algunos títulos de terror de los que puedas ver, No hay que olvidar que mucha de la cinefilia empezó por este genero, una transición del cinemero común al cinéfilo,( el que de alguna manera se convierte en un espectador diferenciado y mira al cine como un lenguaje propio); a partir de desmontar la pelas de terror, modestamente me permito ver otros géneros (analizarlos mejor..) y otros tratamientos mas autorales...por eso también leo apreciaciones y me doy tiempo para leerte , igual gracias y no te olvides de los que siguen el horror...Me gustó una película británica titulada El mensajero del diablo.......Quizas me puedas recomendar una página donde analizan este genero y si hacen un balance de los mejores titulos te agradecería....Exitos......JULIO